¡GORA SANFERMINAK! (San Fermin batek daki)

Y como empezamos terminamos (desgraciadamente):

Estas Fiestas, hace años que no son las mismas


No está German y su muerte sin aclarar. Tampoco Nagore Laffage y su asesinato, sin resolver. Sin textos divertidos y coloridos a la vez que críticos,  en las pancartas de las peñas. Este año de negro, con frases alusivas a la libertad de expresión, motivadas por la actitud autoritaria del equipo de gobierno  y esa ceguera obsesiva que les lleva a buscar terroristas en todas la esquinas y fiesta populares, como lo han hecho ya en algunos barrios y con los textos de dos pancartas de 2009.  Sin Riau Riau oficial, por miedo a las demandas populares, ni Txoznas. Escasos  espacios alternativos, populares y más baratos. Negación del Euskara intentando apartarlo del centro de la fiesta. Con una Plaza del Casillo transformada al estilo feria de Sevilla. Con las Barrakas de ferias alejadas del centro. Con exclusividad de televisiones y privatizacion de la difusión… Las Fiestas de San Fermín, desde lo oficial, han perdido mucho en cuanto a participación ciudadana. Como sigan así, las van a dejar en un simple museo como el que están empeñad@s en sacar adelante, en el que amén de derrochar y tirar dinero incluso en tempos de crisis, hacen una mirada sesgada de estas fiestas tan singulares. Como siempre, la suya, aunque las paguemos todos y todas.

Las salva, la alegría, la gracia, el acogimiento a  propios y quienes vienen de visita, el colegueo y  las ganas de pasarlo bien hasta qué el cuerpo aguante, que  afortunadamente siguen siendo las mismas, renovándose de generación en generación. Esto hace al igual que antes el verdadero cuerpo de estas fiestas. ¡Es una lástima que este equipo de Gobierno tenga semejante miopía ante esta realidad de ejercicio de ciudadanía en todas las calles de Iruña! Leer el artículo entero


Gora Cádiz, gora Iruña tolerante!

Por Beatriz Aramendia Araiz en DNN

Tratamos de que nuestros hijos crezcan y maduren en el respeto y tolerancia hacia los demás, que defiendan sus ideas y creencias, desde el respeto hacia las ideas y creencias de los que no piensan como ellos. El pasado 7 de julio un gaditano fue agredido con una navaja por llevar una camiseta de cierta selección nacional y me produce vergüenza la imagen de intolerancia que desde aquella ciudad van a recibir de nosotros. ¿Cuándo vamos a madurar como sociedad? ¿Cuándo nos vamos a quitar ciertos complejos?

Si alguien desde el respeto decide llevar una camiseta de la selección merece igual respeto que si otro lleva una pegatina reivindicando la independencia. Desde la tolerancia, cabemos todos y cuantos más estemos más rica será nuestra sociedad, nuestras libertades y nosotros como personas. Que sepan en Cádiz que lo sentimos, que la sociedad de Iruña en su gran mayoría es tolerante y que cada vez somos más lo que denunciamos actitudes como la de este agresor que deja pocas dudas sobre su conducta cuando pasea por nuestras calles con la navaja a mano.

Agresor, seguro que cuando bajes al sur, buscarás la charla distendida y amable que te ofrecen aquellas personas, te enorgullecerá oirles lo bien que lo pasan en nuestras fiestas y agradecerás su amabilidad para ayudarte a disfrutar de sus vacaciones entre ellos. Sólo te deseo que aprendas de ellos y te convenzas de que en nuestra Iruña, con respeto, cabemos todos.

¡San Fermín, San Fermín!

Por Miguel Sanchez-Ostiz en DNN

Hoy es día de fiesta en Pamplona y el señalado por las peñas de la ciudad para protestar por las alcaldadas sistemáticas de la alcaldesa y su ayuntamiento. Una alcaldesa que protege, cuando menos de manera mediática, aunque también se le acuse de hacerlo de manera administrativa y de darles cobertura jurídica, que protege, decía, a los policías municipales que maltrataron a un extranjero, inmigrante. Por fortuna lo hicieron delante de una cámara de video que grabó la hazaña. Veremos ahora si jueces y fiscales se atreven a ir contra los hombrones bien alimentados y uniformados.

Las peñas de la ciudad ya han acudido a la plaza con pancartas negras y moradas, y han cubierto de luto sus tendidos de sol para recibir a la alcaldesa, el día que presidió la corrida, con una bronca monumental que le congeló el postizo de su sonrisa. En la sombra, la derecha, eterna, de Pamplona, y de fuera de Pamplona, no la aplaudieron a ella, se aplaudieron a sí mismos, a su clase, a su casta. Se dieron un homenaje.

Es en la calle y por fiestas donde se ve cómo y hasta qué punto está de dividida la sociedad navarra; en la pugna inevitable.

Por eso, es la policía, la suya, la por ella diseñada, la que tiene que proteger su paso (una auténtica demostración de fuerza colorista) por algunas calles de la ciudad, lo que no impide que le abronquen de muy seria manera, una “minoría”, claro, como ella dice con desprecio, aunque al decirlo se pueda apreciar el uso que hace de esos términos tan democráticos de “mayoría” y “minoría”. Suenan a posta de repetidora.

La fiesta está trufada o mechada de policías de paisano con licencia para actuar cuando les place, según el plan diseñado y secreto, no publicado en bando, así que ¡ojo! Vamos avisados. Aquí hay que preguntar por la letra pequeña y leerla con atención.

En ese juego democrático de la mayoría y la minoría, la alcaldesa se subió al carro de la acusación de enaltecimiento del terrorismo a dos peñas y les retiró la subvención. Los tribunales la han desautorizado, absolviendo a las peñas del delito por el que ya, de manera administrativa y mediática, se les había condenado. Cosa que no le ha gustado a la democrática y legalista alcaldesa, que no ha hecho absolutamente nada para reparar el daño causado, al revés. En este, como en otros casos, las condenas recaen en los acusados desde el momento mismo en que estos lo son de connivencia con el terrorismo, sin esperar a la sentencia. A la alcaldesa y a los suyos poco les importa una alcaldada de más o de menos.

Las peñas no van a acudir hoy a la plaza de toros, pero ya han tenido que tomar medidas legales para proteger sus derechos con el fin de que la alcaldesa no ordene de manera trapacera ocupar sus asientos, es decir, apropiarse indebidamente de derechos que no son suyos. Tengo mis dudas de que no lo hagan. Los considero capaces de todo con tal de amordazar a sus adversarios. Pero si las cosas salen como han previsto las peñas, va ser cosa de ver esas localidades y esos tendidos vacíos. Tal vez la protesta más eficaz y clamorosa que se haya hecho en la ciudad en años. No va a poder ocultar a la minoría, a no ser que recurra a medidas abusivas e ilegales, movidas por la mala fe, que solo resolverían los tribunales… en el valle de Josafat.

Está visto que la alcaldesa de Pamplona y los suyos han diseñado unas fiestas (y una ciudad y un territorio) y las van a llevar a la práctica con ayuda de la fuerza, a porrazos. Es todo un aviso de la que se avecina en Navarra cuando la actual alcaldesa extienda a todo el territorio sus maneras del más zafio autoritarismo practicado durante años desde el ayuntamiento. Su respeto a la legalidad es la triquiñuela del furtivo que acata lo que le conviene, como ha quedado demostrado en la manera en que ha burlado la ley de la memoria histórica y cómo la reciente resolución que absuelve a las peñas de enaltecimiento del terrorismo se la pasa por donde se la pasa.

Las fiestas no son lo que eran, dicen. Es cierto. Esto, al que viene al mogollón de alto voltaje, al trago, al chupe, al berrido, al toro, le importa un carajo. Las cosas que fueron importan cada vez menos, nada. Las cosas son las del presente o no son. Y el presente de la clase social y estamentos a los que representa la alcaldesa de Pamplona es el de los eventos. Los Sanfermines no son ya una fiesta popular, sino un evento multitudinario que saca a la ciudad de su inexistencia, y que en unión de otros eventos configurará la vida pública de la ciudad en el futuro. Pamplona no tiene Guggenheim, pero tiene Sanfermines, y les va a dedicar un museete, otro, que ya es un monumento al despilfarro. Simposiums, Campus, Congresos, Conmemoraciones, Encuentros… Eventos… Pamplona, la ciudad de los Eventos… ¡Qué digo eventos! Pamplona, Capital Mundial de la Fiesta. Pondrán másteres, seguro. Qué lejos queda la ciudad en la que follar no era pecado, sino milagro. Menos mal, por otra parte. Ah, ¿se pueden citar dichos populares, no? ¿O van a salir los porristas de las extensibles? Pamplona, Capital Mundial del Buen Gusto.

Mentía la alcaldesa, para variar, cuando, con su peculiar sonrisa de jugadora de ventaja, dijo que en Pamplona había sitio para todos. No. Lo demuestran las fotografías que se tomaron el día 6 en la plaza Consistorial en las que se ve a gente de paisano aporreando con material sofisticado a los mozos que querían desplegar una ikurriña. Daban asco. Y lo daban porque representaban con una eficacia tremenda el estado de cosas que se viven en Pamplona, y en Navarra, con algo más que con la expresa complicidad del Partido Socialista, y que se ha acelerado en la última legislatura… La Nueva Navarra… Sí, pero nada que ver con la que daba título al periódico de Basilio Lacort, sino otra, la suya.

Hoy, las peñas tenían previsto merendar en la plaza del Castillo y aledaños, pero, pensando en la mayoría, ese espacio va a ser ocupado con una retransmisión de fútbol, apasionante, quién lo duda, mucho más que lo que estuviera previsto, de modo que la minoría va a tener que irse con el chilindrón y el ajoarriero a otra parte, por responsabilidad, dice muy finamente el sanedrín de la minoría, para evitar incidentes. ¿Incidentes? ¿Con quién? ¿Con la fuerza disfrazada de fiesta que puede actuar a porrazos cuando mejor le parezca? Incidentes.

Ah, sí, y felices fiestas, que en esta ciudad de los eventos hay sitio para todos, si de la mayoría se trata.

Las Peñas de Pamplona a la ciudadanía de Iruñea


Ante la decisión del Ayuntamiento de Pamplona de alterar el programa oficial de Fiestas de San Fermín emitiendo el partido de la final del Mundial de Futbol en la Plaza del Castillo el próximo domingo día 11, las Peñas de Iruña

MANIFESTAMOS:

Las Peñas pensamos que la decisión correcta por parte del Ayuntamiento hubiese sido  emitir el partido de la final del Mundial en un lugar que no alterase ni el programa oficial ni ningún otro acto festivo de San Fermín,  y así se lo hemos hecho saber en una reunión celebrada hace escasas horas. Ante su negativa a hacerlo, y la confirmación de que la emisión va a tener lugar en la Plaza del Castillo, las Peñas, en un acto de  responsabilidad para con las Fiestas, vamos a intentar evitar la posibilidad  de cualquier problema que pudiera surgir.

Es responsabilidad del Ayuntamiento de Pamplona prevenir y evitar la posibilidad de cualquier incidente en las Fiestas de San Fermín, adaptando los eventos imprevistos, como es el caso, a la Fiesta de la Ciudad, y no al revés.

Consecuentemente con todo ello, y ante la posibilidad de incidentes antes, durante y después de la emisión  del partido de futbol, bastante habituales por cierto en este tipo de eventos, adelantamos a las 19,00 horas nuestra merienda prevista en la zona peatonal de Carlos III y cambiamos el recorrido previsto por la Peñas para la tarde del día 11, evitando pasar por la Plaza del Castillo, llevando la Fiesta al Casco Histórico de la Ciudad  donde accederemos por otras calles.

Animamos a los vecinos y vecinas de Iruña a seguir disfrutando de nuestras Fiestas con la alegría que nos caracteriza.

VIVA SAN FERMIN/GORA SAN FERMIN

Iruña a nueve de julio de dos mil diez.

No me verán el fin de semana

Por Eloy Rabo en La Txistorra Digital



Dicen que el fin de semana se juntan en Pamplona 1.200.000 seres humanos, o algo similar. La verdad es que me cuesta elegir el sustantivo para ese millón y pico: los clásicos hubieran dicho “almas”, pero hay mucho desalmado; y lo de “personas” también se queda grande para muchos. Los hosteleros se frotan, como siempre, las manos. A dos euros y medio el refresco y a no sé cuántos el vino y la cerveza, esperan suculenta caja. Eso sí: alguno se quejará después de que la peña haga botellón. A mí, desde luego, no me verán ni bebiendo en la Vuelta del Castillo con la juventud ni sentado en terracita. Servidora huye.

No me voy a Salou, no me voy a San Sebastián, no me voy al pueblo, ni me voy a una casa rural apartada del mundanal ruido. Me voy a donde sea, porque aún desconozco el destino, pero me voy. Paso soberanamente de pedirle las coderas a Julen Madina para que me atiendan en las barras, y de ponerme calzado de seguridad para atravesar la plaza del Castillo. Paso de que cada uno aparque donde le salga del pijo ante la aquiescencia de la Policía Municipal, ésa que, durante el año, te calza la multa o el grito a la mínima. Paso de esperar a la grúa media hora si un coche mal aparcado no me deja entrar a mi garaje. Paso de no ver hierba en los jardines, cubiertos de bultos sospechosos. Paso de encontrarme a cualquiera meando o cagando en mi portal, como si todo valiera en estas fechas entrañables (“la Reina y yo”, etc., etc…).
Porque el fin de semana sanferminero, francamente, saca lo peor de mí mismo. Y mira que no tengo parte buena, según parece. Pero es que estos dos días incluso consiguen que sienta pena por una ciudad a la que, durante el año, le meto de hostias dialécticas por apagada, aburrida y carca. De repente, llega esto. Alguno pensará que es que nunca estoy contento. Pero no. Es que, ni tanto, ni tan calvo. Y alguno, menos suave, pensará que me vaya a donde quiera, a la mierda si es posible. A ésos les respondo: no, no, yo me voy, en la mierda se queda usted.
Y por aclararlo, ya que he visto un vídeo de esos que tela marinera: no me marcho porque sea el ciudadano pamplonés al que, en la procesión, amenazó un policía municipal, con ese gesto tan democrático de pasarse la mano por el gaznate.
No, no era yo el destinatario de tan explícito gesto. Si lo fuera, francamente, andaría acojonado. Y, si fuera el agente, estaría muy tranquilo: seguro que ese gesto, que a mí me parece inadmisible, lo ven justificados los mandamases del cuerpo, los policiales y los políticos. Somos ansí. Hala, que cierro la maleta. Nos vemos en los bares… pero no en los de Pamplona.




Anuncios

4 comentarios to “¡GORA SANFERMINAK! (San Fermin batek daki)”

  1. Martintxo Says:

    Gracias a los que estais trabajando en actualizar la web de los nabaizales.
    Es muy explicito el gesto del Policia Municipal, contundentes los comentarios ….los que estamos en otro continente seguimos la fiesta no solo a traves de los medios como el Diario de Noticias o oel Diario de Cordovilla…gracias por hacernos ver la fiesta en su estado puro y real.

  2. Xabi Says:

    En estos días de la necedad, el sinsentido, el “buen rollismo” y pamplonesismo light de medios y políticos, la jauría de “la roja” que nos pasa por encima y demás “eventos” de “esta ciudad sin igual”, un artículo como el de Miguel Sanchez-Ostiz es un baño refrescante (el líquido cada uno el que quiera) en la axfisia insoportable, no sólo de calor físico. Se puede decir más alto, pero no mejor. Milesker aunitz Miguel.

  3. Aingeru Says:

    Están convirtiendo a nuestras policías -municipal y foral- en policías políticas delante de nuestras narices. Mientras, nuestros políticos y nuestros periódicos instalados en el “San fermín, San Fermín!”.
    No entiendo cómo a una semana de lo ocurrido en la plaza del ayuntamiento -¿quién ha decidido que la ikurriña está prohibida? ¿dónde queda la libertad de expresión? ¿quién es el irresponsable que se atreve a destacar a un sólo miembro de la policía municipal de Pamplona en tareas de vigilancia ideológica en vez de velar por la seguridad de pamploneses y visitantes? ¿por qué esa violencia exajerada e inusitada?- y que nadie haya escrito un editorial o una nota de condena ante estos hechos…
    La bronca entre fachas de “la roja” con espráis contra gentes de las peñas ocurrió a menos de 100 metros de una dotación de la Policía Foral, que prefirió mirar para otro lado. A saber qué habría hecho si hubiera sido al revés. El mismo día, un municipal “de guardia” en la entrada de la plaza del Castillo les grita “hijas de puta” a unas chavalas que cantaban “soy holandés, holandés, holandés”.
    No son chorradas, son cosas graves. Muy graves.

  4. “I like beautiful, fair girls.”

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: